Inicio Amor Las fantasías mas comunes de los hombres casados.

Las fantasías mas comunes de los hombres casados.

450
Compartir

El tema de las fantasías sexuales es uno de los puntos que levanta más polémica en la pareja.

Afecta a ambos sexos por igual. Por más que algunos no se atrevan a confesarlo la realidad es que todas las personas tienen fantasías sexuales, en muchas ocasiones, se les presentan situaciones que les resultan excitantes pero no entienden que pasa, especialmente cuando en esa fantasía no aparece la pareja actual. Por ese motivo es uno de los temas más investigados en psicología sexual.


Esta vez nos dedicaremos a hablar de las fantasías del sexo masculino.

Muchos hombres expresan que el hecho de tener fantasías sexuales con otra mujer que no sea su pareja no significa que precisamente le serían infieles.

En su imaginación ellos se acostarían con todas las mujeres que se encuentran a su alrededor , y es normal que tengan este tipo de fantasías.

De hecho la mayoría de los hombres se masturban pensando en otra que no sea su esposa o novia, pues porque a ellas ya las tienen ahí ,no necesitan imaginarse con ellas.

El querer acostarse con todas tiene un poco que ver con algo ancestral, con la necesidad del hombre de pensar que a cuantas más hembras cubra mejor. Ésto tampoco tiene que ver con la perversión, culturalmente nos transmiten que el hombre cuántas mas mujeres tiene es más ganador.

Un estudio publicado publicado en el 2014 en The Journal of Sexual Medicine, afirma que el 83% de los hombres que está una relación estable y feliz se imagina con otras mujeres. (me animaría incluso a decir un mayor porcentaje)

Eso no quiere decir que estén insatisfechos o que no sean felices”, existe una creencia que expresa que “tan sólo las personas insatisfechas fantasean, las personas felices no lo hacen, sino más bien la cuestión radica en una cuestión del ego del hombre, pues en sus fantasías, ellos se sienten irresistibles, las protagonistas pueden ser variadas, reales o inventadas, mujeres conocidas o desconocidas, al tratarse de imágenes idealizadas y ficticias pueden imaginarse teniendo relaciones con chicas que en la realidad consideran imposibles o inalcanzables, y con esto satisfacen esa necesidad de fortalecer el autoestima.

Puedes quedarte tranquila, que en realidad ni siquiera quiere engañarte. Los hombres están como programados para imaginar y no necesitan precisamente llevar a la realidad esas las fantasías, para aumentar su placer.


Pero si te mueres de curiosidad por saber cuáles son las escenas sexuales más recurrentes de los hombres, aquí tienes el testimonio de alguno de ellos.

En las fantasías sexuales los hombres desempeñan un rol más activo, y esto puede deberse a que la cultura transmite esa creencia popular de que sean los hombres los que tengan que dar siempre el primer paso, y que además de estar muy influenciados por la pornografía, que pueden hacerlo con cualquiera y en los lugares menos pensados, esto es porque se les considera a ellos como los máximos consumidores y esto les provoca una mayor capacidad de imaginación que a las mujeres.

Una de las fantasías más comunes es con la compañera del trabajo, fantasea con tener sexo en la oficina. El trabajo es un lugar en el que se está bajo cierto estrés y recrear en su mente un encuentro con la compañera, en donde ella no se resista a su encanto les hace perder la cabeza. Todos sabemos los riesgos laborales que se corren por tener una aventura, por lo que imaginarse todo eso es simplemente para distraerse por un momento de la realidad.

Según The Journal of Sexual Medicine, el 73% de los hombres fantasea con tener sexo con una desconocida, la cajera del banco, o alguien con quien se topan en el supermercado. Imaginarse que les ayudan a cargar sus compras hasta el auto y que de ahí les invite a subir e ir hasta un hotel a darle rienda suelta a la pasión entra en ésta lista de fantasías. Seamos sinceros, las probabilidades que esto ocurra son prácticamente nulas.

La maestra de los niños es otra fantasía, verlas con el uniforme y con un comportamiento tierno y cariñosos les hace volar la cabeza con pensamientos de que en la cama se comportarán como maestras y le enseñarán cosas que jamás habían pensado.

La estadística da como resultado que entre los varones, la idea de tener sexo con una profesora, es de las fantasías más buscadas. En la lista de las cinco principales, las docentes, encabezan la lista casi duplicando a las fantasías que vienen en segundo lugar: el sexo con la niñera. En tercer lugar se ubican las enfermeras, seguidas por las secretarias y las policías, respectivamente.


Las azafatas también generan muchas fantasías, creer por ser amables a servirles agua o café ya están interesadas en el y que en una de las recorridas le dejará una nota diciendo que lo espera en el baño del avión para un encuentro fogoso. La realidad es que todas las azafatas son atentas con los pasajeros porque ese es su trabajo, pero si les sirve como estímulo para sentirse bien sigan alimentando su imaginación.

No hay de que preocuparse, todos tenemos fantasías con alguien que no es nuestra pareja pero eso no implica que nos volvamos infieles.

Tienen que aprovechar ese poder de imaginación y utilizar a las fantasías como una herramienta para darle un condimento especial a la relación, simular que son dos desconocidos que se encuentran por casualidad y logran tener sexo descontrolado es un ejemplo para poner en práctica y aportarle diversión a la pareja.

Ramón Psicólogo

Enamorando. Me

@enamorandomeFP